top of page
Buscar
  • Priscilla Rodríguez

Valparaíso, los lugares que sí hay que visitar

Actualizado: 3 feb

Desde que tengo uso de razón que recorrí las calles de Valparaíso como si fuera mi ciudad de residencia. Mi familia materna es de la zona y mis abuelitos vivieron desde que nací en el Cerro Cárcel (antes vivían en Cumming).


Hasta el terremoto del 85' nos tocó en la zona, y fue impresionante ver en el piso las fachadas de las casas en calle Pedro Montt. Y luego, semanas de hacinamiento recibiendo a toda la familia en la casa de mis abuelitos, viviendo un verdadero reality.


Subía y bajaba la subida Ecuador junto a mi abuelita, mi hermana o mi mamá (o todas) y la calle Condell era paso habitual para llegar a la Plaza Victoria, donde comprábamos pasteles en Stefani, sandwiches de miga en Bogarin (los mejores del mundo) o helados en el Vitamin Service con mi abuelito (las galletas que le ponían de adorno siempre estaban vencidas, pero los helados eran ricos).


Sus hermosos rincones llenos de vida



Valparaíso es una ciudad llena de contrastes, con detalles que puedes odiar o amar. Con los años, muchas zonas se pusieron peligrosas con la aparición de bares y el crecimiento del tema de las drogas, pero otros varios se vieron beneficiados con la declaración de patrimonio de la humanidad del Cerro Alegre. Las casas se llenaron de color y muchos jóvenes profesionales trasladaron su residencia a Valparaíso, dándole vida a los cerros con la construcción de lofts y la reutilización de antiguas casonas como galerías de arte, restaurantes o centros culturales.


Otros barrios se mantuvieron congelados en el tiempo, conservando antiguos almacenes de barrio donde puedes encontrar maravillas de la zona, como la panadería Superba, cerca del Congreso nacional (Calle Victoria 2981), donde venden la mejor pizza del mundo, solo con queso, tomate y orégano y cocinada sobre la tabla del horno (y con esas dimensiones). Mi abuelito siempre la compraba, e incluso nos llevaba a Santiago cuando iba a vernos. Nunca he encontrado una pizza más buena. En la zona de Las Heras encuentras carnicerías, panaderías y almacenes donde hay verdaderos huevos de campo. También se han instalado algunas pastelerías más modernas, ofreciendo una amplia gama de productos... Y la Feria de Antigüedades de Pedro Montt es paseo obligado el domingo en la mañana.


¿Dónde disfrutar la mejor comida?


En cuanto a bares y restaurantes, el J.Cruz y sus chorrillanas, el Cinzano y los del Cerro Alegre y Concepción. Ahí puedes encontrar muy ricos lugares para comer, como el Cafe Turri, el Dinamarca (en la semana funciona con Menú y el fin de semana a la carta), El Internado y El Inquilino, además de hoteles boutique como el Gran Hotel Gervasoni, el Brighton, el Fauna o Casa Higueras (este último bastante caro, debo decir).

  



Siguiendo con el tema comida, varios cerros han visto nacer restaurantes de excelente crítica, como el Espíritu Santo, que también es hotel (Hector Calvo 391, Cerro Bellavista). Y sus calles cuentan con cafecitos, pizzerías y bares que vale la pena visitar.


Para los turistas, el paseo en lancha por la bahía no falla, y te permite tener una vista panorámica de la ciudad desde el mar. Si son varios, lo ideal es contratar un servicio privado, el que se puede negociar directo con los dueños de la embarcación.



Los invito a recorrer las calles de Valparaíso y a deleitarse con sus rincones llenos de historia.



4 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Opmerkingen


bottom of page